¿Qué precio tiene la tutela de un menor? Actualizado 2021

Es una situación difícil cuando se pierde la tutela legal de un menor por varios motivos. Concretamente nos referimos a esos casos donde el Estado concede a la persona la custodia y gestión de los bienes de un menor que no es su hijo. Por tanto, es importante conocer que este concepto es totalmente diferente a la patria potestad, que de hecho este último son los derechos y obligaciones que tienen los padres en relación con sus hijos.  

Pues bien, en este artículo vamos a resolver dudas y preguntas frecuentes. ¿Cuáles son los casos y los criterios para otorgar la tutela de un menor? ¿Qué motivos conducen al juez a retirar una tutela ya concedida? Algo bien importante también es saber si existe la forma de recuperar la tutela, qué proceso conlleva y los costes de la recuperación de la tutela del menor.  

Resuelve todas tus inquietudes con respecto a la pérdida y recuperación de la tutela de un menor con este artículo, el cual responderá a todas tus preguntas.  

¿Qué es la tutela de un menor? ¿Para quién es? 

En resumen, la tutela es una relación jurídica o legal que otorga la posibilidad a una persona para que se haga cargo de otra. Para nuestro caso, nos referimos a los menores de edad. De manera general, cuando lamentablemente los padres del menor han fallecido se nombra a un tutor en su reemplazo. Pero, esta tutela también se solicita cuando a los padres se les ha retirado la patria potestad. 

En todo caso, la persona que se convertirá en tutor del menor debe velar por el correcto cumplimiento de sus derechos y su bienestar. Igualmente, quedará al cargo de la gestión de los bienes y el patrimonio del menor. 

Frecuentemente, la tutela se demanda cuando el sujeto es menor de edad. No obstante, algunas personas que no pueden valerse por sí mismas necesitarán también ser tuteladas. La establece estas situaciones: 

·         Menores de 21 años que no se hayan casado ni mucho menos emancipado.

·         Las personas con dificultad para comunicarse como las sordomudas.

·         Personas que padezcan algún tipo de incapacidad mental y sea verificable médicamente.

·         Personas con adicciones o dependientes de ciertos hábitos o sustancias (esto debe ser ratificado por el juez). En casos como este, que son especialmente delicados, las personas habitualmente desgastan incontrolablemente su patrimonio.   

Básicamente, la figura del tutor es lo más similar a una madre o a un padre que el menor pueda tener. La diferencia es que esta relación ha expirado y solo puede ser ejercida por una persona. 

Finalización regular de una tutela 

Precisamente, la tutela del menor se dará por finalizada de manera regular en los supuestos que:

·         El menor se emancipa al cumplir los 18 años o cuando cumple 21 y no está emancipado.

·         La incapacidad padecida finaliza o se disminuye y no representa mayor problema.

·         Fallecimiento, o del menor, o de la persona tutelada.

·         El tutor falta a sus obligaciones y responsabilidades. 

Y, es que esta última situación, suele ser la más frecuente en el momento de retirar de forma judicial la tutela del menor. Por lo menos, este es un argumento habitual que se utiliza para solicitar que se retire. Aquí os podéis estar preguntando sobre los casos donde el tutor no esté de acuerdo con las faltas que se le acusa. Pues bien ¿Es posible revocar la tutela del menor? ¿Cuál es su coste? 

Proceso para recuperar la tutela de un menor  

Probablemente quien es un tutor correctamente asignado, termine por perder dicha tutela por algunas de las circunstancias mencionadas anteriormente. Para este caso, si lo que se quiere es recuperar la tutela, hay dos formas de hacerlo. En ambas es demasiado recomendable que tengas el acompañamiento y la asesoría de un abogado especialista en Derecho en Familia.  

Por vía administrativa  

Para proceder por esta vía lo primero será solicitar el expediente administrativo que corresponda al caso. Habitualmente esta solicitud la hace un abogado dirigiéndose a la Administración correspondiente.  

El segundo paso consiste en analizar detalladamente todas las causas sostenidas para retirar la tutela del menor. Es decir, revisar muy bien lo que se argumenta para dicho efecto, ya sea por parte de la Administración o de cualquier otra persona. Luego, se deberán recopilar todos los documentos y pruebas que sirvan para demostrar lo contrario.  

Adicionalmente conviene presentar el nuevo plan de mejora de la tutela, en el cual debes exponer las causas por las cuales es positivo para el menor que siga a tu cargo. Si el proceso avanza positivamente, se irán produciendo las reuniones con la Administración y los jueces. El fin del trámite será recuperar de manera natural y en lo posible, menos perjudicial para el menor.  

Por vía legal  

Esta opción suele ser mucho más compleja, pues implica muchos más trámites. Por ello, es más dolorosa para los tutores y los menores. Otro factor, a diferencia de la anterior, es que esta recuperación de la tutela del menor, suele ser más costosa.  

Para dar inicio a esta medida administrativa, retirar la tutela del menor, lo primero es que debes ser notificado. Una vez informado tu derecho a comparecer y oponerse al procedimiento, se continuará con la presentación de las pruebas que defiendan tu situación (si es que vas a continuar el proceso). En este momento habrá equipos técnicos que elaboren los informes que serán decisivos.  

En cuanto a los plazos de tiempo, los tutores cuentan con uno determinado para presentar las alegaciones. El plazo será comunicado por los jueves y debe ser respetado.

Sin embargo, si todas estas acciones no tienen efecto alguno, se deberá interponer una demanda por parte del tutor. La cual deberá tramitar en menos de un año luego de la retirada de la custodia del menor. En consecuencia, el proceso iniciará de nuevo y habrá que ser muy paciente y perseverante hasta que se dicte la nueva sentencia.  

¿Cuál es el precio por recuperar la tutela de un menor?  

Estos precios pueden variar de acuerdo a los requerimientos de cada caso y de la minuta de tu abogado. No obstante, podemos dar un margen de precios aproximados que se sitúan entre 1.000€ y 3.000€. Entre estos dos precios hay gran diferencia, sin embargo, un precio medio podría estar en los 2.000€.  

¿Quieres un consejo? Asesórate con los mejores abogados especialistas en Derecho de Familia y encuentra al tuyo fácilmente con Lexify. Un especialista que te apoye en tu caso y se ajuste a tus necesidades.

El abogado será quien te guíe durante todo el procedimiento. Además, podrá decirte cuál es la mejor vía legal para recuperar la tutela de un menor, su paso a paso y hará valer tus derechos e intereses y los del menor en cuestión.  

Completa el formulario y recibe presupuestos de abogados de forma gratuita